Lunes 26.07.2021
Actualizado hace 10min.

A la espera de la aprobación definitiva, peluqueros locales expresaron sus sensaciones sobre la vuelta a las actividades

Luego de la medida impulsada por Sergio Uñac y funcionarios provinciales, Miguel Ángel Alessi y Daniel Di Lorenzo hablaron con DAME NOTICIAS sobre los protocolos y cuidados sanitarios que tendrán en cuenta en el reinicio a sus labores.

COMPARTÍ ESTA NOTA

En adhesión al anuncio expuesto en la noche del sábado por el Presidente de la Nación Alberto Fernández, desde el gobierno de San Juan se brindaron detalles de las nuevas actividades exceptuadas bajo la presentación de protocolo, autorización y estricto cumplimiento en la provincia. Aunque se debe esperar al decreto sobre las decisiones administrativas de Nación, los rubros que volverían a funcionar en el distrito son las peluquerías, profesionales liberales, industrias y servicios domésticos. El primer rubro mencionado fue uno de los que más se movilizó en el ámbito laboral local para volver, lo antes posible, a sus ocupaciones.

Por lo tanto, en lo emitido por el gobernador Sergio Uñac junto con funcionarios locales se advierte que dicho pedido sería una realidad en las próximas horas. Para saber las opiniones y sensaciones del sector, DAME NOTICIAS habló con dos reconocidos especialistas: Daniel Di Lorenzo y Miguel Ángel Alessi.

“En San Juan no hay demasiada circulación. Por eso se avaló en profesiones como las nuestras la posibilidad de trabajar parcialmente. Las peluquerías deberíamos desempeñarnos a un 50% del espacio productivo y 50% del personal funcionando y el respeto de la distancia física de 1,50 metros como mínimo entre cliente y trabajador”, destacó Di Lorenzo sobre la decisión del Provincia, aunque expresó que el Gobierno local todavía “quiere tener el cerrojo bien ajustado” sobre esta determinación. Además, resaltó que la Provincia “ha tomado el riesgo de proponer el permiso a nuestra actividad a la Nación y de hacerse cargo de las consecuencias”.

Por otra parte, Alessi se mostró “feliz tanto en lo personal como en lo colectivo” por la medida encabezada por Uñac. “Esto se debe al esfuerzo de varios colegas tras vernos demasiados afectados por el aislamiento. Además, hay que destacar que nuestra profesión es una de las industrias más importantes del país”, expuso el estilista.

Ambos profesionales aclararon los protocolos sanitarios con los que trabajarán en la vuelta de las actividades. En los dos casos, enunciaron el nuevo regimiento de medidas higiénicas aplicadas para la prevención del COVID-19 como de cuidados anteriores a la pandemia.

“Después de hablar con Andrés Rupcic (secretario de Gestión Pública de la provincia), se conformó un protocolo para volver a trabajar de forma consensuada con el Gobierno local bajo el respeto a las normas vigentes. En el caso de Di Lorenzo, implementaremos una alfombra con agua y lavandina para los pies, siendo una recepción dentro de una cabina intermedia. También habrá alcohol en gel para las manos y alcohol para superficies en el caso de la vestimenta. El personal trabajará con tapabocas, máscaras, guantes (para trabajos de decoloración y químicos). Además, se desinfectarán diferentes zonas antes y después de cada cliente”, advirtió el responsable del local ubicado en Ignacio de la Roza y Salta. También se lamentó por la negativa al saludo con los clientes. “Ni siquiera con el codo podemos. Nos hemos concientizado tanto que ni con nuestra familia podemos darnos besos o abrazos. Por lo tanto, el saludo será con una buena mirada”, reflejó.

“Los estilistas sabemos muy bien los protocolos de seguridad, ya que mantenemos una higiene constante en cada espacio laboral. Obviamente que nos costará muchísimo el distanciamiento, porque una de los actos más emocionantes en nuestro trabajo es el contacto con el cliente. Con todas las medidas tomadas, hay que minimizar a cero la circulación del virus”, reveló Alessi, propietario de local con sede en Av. Rioja Sur 758 (Capital). “Hemos tomado un montón de medidas para proteger al cliente como al empleado. Desde mascarillas y cubrebocas hasta diversas medidas de higiene. En lo personal, agregué una cabina de desinfección de ozono y habilité una cabina para implementarlo. Además, yo tengo un protocolo y un manual otorgado por la firma L’Oreal que está muy detallado sobre las normas a seguir”, profundizó en su relato.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Estamos equipados y preparados para recibirte, solo falta el ok de gobierno. @vivianamartin520 @francoemanuel__

Una publicación compartida de Alessi Hairdressing (@miguel.angel.alessi) el 25 Abr, 2020 a las 10:33 PDT

El staff de Alessi Hairdressing en la cabina de desinfección de ozono.

 

En otro tema, tanto Di Lorenzo como Alessi hicieron referencia a la consecuencia económica del aislamiento, siendo uno de los puntos más importantes que se consideraron para volver a las actividades. En el primer caso, señaló que en abril pudo pagar “la mitad del sueldo de cada empleado con la promesa de devolver el resto”, y que “desde ahora cobrarán quienes trabajen”, ya que le resulta “imposible abonar un salario completo”. En el segundo testimonio, se enunció que son muchos los trabajadores en su dependencia y que están “angustiados” por este contexto. “Esto es un círculo, en el que generamos dinero, cobramos y pagamos; y la falta de dinero hace que no tengamos espaldas para bancar una inactividad total”, declaró.

Con respecto a días y horarios, ambos peluqueros expresaron su respeto hacia las determinaciones que tome el Gobierno. Además, esperarán al decreto nacional (que se emitirá en la noche del domingo) y consiguientes medidas provinciales para conocer si la atención permitida es de lunes a viernes o lunes a sábado.

“Mañana (haciendo referencia al lunes) tengo una reunión con todo mi equipo en las instalaciones de mi estética para chequear la interacción con los clientes. Desde el martes trabajaremos con turnos, aunque no va a hacer una novedad porque siempre implementamos dicha modalidad”, evidenció Miguel Ángel Alessi.

Por otro lado, Di Lorenzo aclaró que el horario establecido sería “de 10 a 17 horas”.