Jueves 18.07.2024
Actualizado hace 10min.

Imputaron a Laudelina por una posible participación en la sustracción y ocultamiento de Loan

La mujer que había denunciado que el chico fue atropellado y que su muerte fue encubierta por un complot ahora fue acusada por la Justicia federal.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Laudelina Peña, tía de Loan Danilo, fue imputada hoy viernes por la Justicia federal en el expediente que investiga la desaparición de su sobrino, confirmaron fuentes del caso a Infobae.

Así, fue citada a declaración indagatoria por la jueza Cristina Pozzer Penzo. Laudelina ingresó al Juzgado Federal de Goya poco después del mediodía para comparecer ante la magistrada. El delito que se le imputó es el de una posible participación en la sustracción y ocultamiento de Loan, el delito tipificado en el artículo 146 del Código Penal, con un claro rol activo, según confirmaron fuentes del caso a Infobae.

Los fiscales del caso ratificaron la acusación hecha previamente: sostienen que plantó el botín de su sobrino en el naranjal el 13 de julio para desviar la investigación.

La mujer se presentó junto a su abogado, José Codazzi, y, según pudo saber Infobae de fuentes del caso, dejó en claro que está “dispuesta a declarar”. Así, contestó preguntas a lo largo de la tarde: su declaración continuaba a las 19:30.

Laudelina había pasado sus últimos días refugiada entre varios domicilios como un hotel de la capital de Corrientes, luego de que denunciara la semana pasada ante un fiscal de la Justicia provincial correntina que Loan murió al ser atropellado por el marino Carlos Pérez y que fue amenazada por María Caillava, pareja de Pérez, para callar la situación.

En paralelo a la declaración de Laudelina, personal del Instituto Médico Forense tomó hoy nuevas muestras de ADN a la familia de Loan, que se suman a las que entregaron una semana antes de que la Justicia federal tome el control del caso. En paralelo, se allanó la Comisaría de 9 de Julio que comandaba Walter Maciel, imputado por encubrimiento en la desaparición del chico. También, se tomaron cinco nuevas declaraciones testimoniales. Uno de los testigos fue el párroco de la localidad.

Los fiscales del caso, Mariano de Guzmán, Alejandra Mangano y Marcelo Colombo, habían pedido detenerla días atrás, ya que sospechaban que Laudelina había plantado el botín de Loan en el paraje Algarrobal para despistar la búsqueda.

Sin embargo, Pozzer Penzo les denegó el pedido, al asegurar que no habían presentado pruebas suficientes. Los fiscales entonces decidieron redoblar esfuerzos para reunir más pruebas y volver a plantear su captura. Entre las medidas que perseguían, se encontraba la pericia al celular de la tía de Loan, que fue realizada en la División Pericias Telefónicas de la Policía Federal en la calle Azopardo. El teléfono había sido obtenido en un allanamiento en su casa de 9 de Julio, donde los investigadores del caso también se llevaron el teléfono de su hija.

Los contenidos de esa pericia fueron mantenidos en estricta reserva. También se desconocen, por lo pronto, las pruebas que llevaron a que Laudelina sea finalmente acusada, en una causa que continúa bajo secreto de sumario por decisión de la jueza.

Por otra parte, los fiscales del caso tuvieron que pedir a la PFA que custodie a la tía de Loan, luego de que el hotel en el que se refugiaba en la capital correntina fuera apedreado por vecinos.

Los investigadores del caso aguardaban al mediodía del viernes la autorización de Pozzer Penzo para romper una losa descubierta en el cementerio de 9 de Julio, que habría sido construida cerca de 20 días atrás, al mismo tiempo de la desaparición de Loan. La tumba fue analizada con un georadar, sin resultados, lo que llevó a romper la estructura como última opción.