Viernes 19.07.2024
Actualizado hace 10min.

Dolor por el fallecimiento de Aldo Graffigna Cantoni, parte y herencia de la historia sanjuanina

Este miercoles se le dió la despedida final.

COMPARTÍ ESTA NOTA

El pasado lunes 24 de junio falleció en San Juan, Aldo Hugo Graffigna Cantoni, a la edad de 71 años. Su legado familiar lo tiene como nieto del famoso Aldo Cantoni, y dejó su huella en la provincia tras su larla lucha por los derechos humanos, entre otras facetas.

Nació en an Juan el 4 de junio de 1953 y tempranamente se fue a vivir a Buenos Aires, donde fue a la pomposa Escuela Argentina Modelo en la primaria y algo de la secundaria. Luego  pasó a educarse en el Colegio Nacional, lo que él contó que lo hizo "salir de la burbuja", según una entrevista que dio a Ahora San Juan.

Cursó medicina en la UBA durante la década del '70, aunque no terminó ya que volvió a su tierra a militar en la politica. De esta manera, fue presidente de la Juventud Cantonista y Apoderado del Partido.

En la decada de los '80 Graffigna Cantoni decidió ser cofundador del Movimiento de Juventudes Políticas. Contó que la idea surgió un día que fue a buscar a su hermana a la Escuela de Comercio y se lo cruzó en la calle a Daniel "Chango" Illanes, y él lo arengó: "tenés que venir, para armar el Movimiento de Juventudes’”. Y se puso en esa tarea, a par que integraba la Multipartidaria de San Juan y era Prosecretario del Frente de Liberación 12 de Mayo.

Co-fundó en 1983 la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos-San Juan, conformando la Mesa Ejecutiva de dicho organismo; investigando, recopilando denuncias y aportando los antecedentes al informe final de la Comisión Nacional de Desaparición de Personas (CONADEP). “Íbamos a los cementerios, hablábamos con los sobrevivientes, un lado nos llevaba a otro” , advirtió en cuanto al modo de recopilar información en aquellas épocas difíciles.

En 1993 empezó a ser parte de la Cámara de Diputados de San Juan. “Siempre me interesó el bien común, ayudar a otros. Por eso lamento no haberle dado el título de médico a mi madre”, dijo casi nostálgico. No habrá estado al servicio de otros en el ámbito de la Salud, pero sí en el recinto provincial, donde con su trabajo de asesor ayudó a legislar para el pueblo de San Juan.

El reconocer la historia local, que es importante regional y nacionalmente, es un modo preciso de ayudar a reconocer la identidad de sanjuaninos/as. Por eso escuchar a este Graffigna-Cantoni aclara muchos espacios vacíos, no contados u olvidados de aquello que marcan la autenticidad local.

Siempre fue, un apasionado por la fotografía. Confiesa que lo que le gusta de esta actividad es retratar la “historia”. Si nos detenemos a reflexionar, la mayoría de los placeres para Aldo Hugo son referidos a la historia, la escritura, la fotografía y la militancia.