Martes 25.06.2024
Actualizado hace 10min.

Mondino, sobre el conflicto diplomático: "La reacción fue desproporcionada"

La canciller de Argentina sostuvo que el presidente español "duplicó la apuesta con el retiro de la embajadora" y remarcó que "de nuestro lado no hay ningún problema".

COMPARTÍ ESTA NOTA

Una semana después de la decisión del presidente español Pedro Sánchez de retirar a María Jesús Alonso Jiménez -embajadora española- de la Argentina, la canciller Diana Mondino se pronunció sobre el conflicto diplomático y sostuvo que "la reacción fue desproporcionada".

Imágenes del presidente Javier Milei acusando de "corrupta" a la esposa de Sánchez circularon alrededor de los programas internacionales y las redes sociales, causando una reacción contundente del gobierno español. Tras responder mediante una conferencia de prensa, José Manuel Albares Bueno -ministro de Asuntos Exteriores español- convocó a "consulta sine die" a Alonso Jiménez, quien acató la orden y aterrizó en Madrid el pasado lunes 20 de mayo.

Mondino, quien fue invitada al programa de Mirtha Legrand, se expresó al respecto. "Puede haber habido algún error de un lado, no acuerdo, pero puede haber, pero del otro lado la reacción fue tan desproporcionada que sorprende", aseguró en "La Noche de Mirtha".

"Asociar un Estado a una persona no es habitual. Es una tormenta de un vaso de agua. No hay razón porque fue un comentario bastante críptico, porque nadie en la Argentina lo hubiera entendido, y convertirlo en una cuestión de estado no es habitual", agregó, acusando al Partido Socialista Obrero Español (PSOE) de engrandecer las circunstancias del conflicto.

En ese sentido, remarcó que se trata de diferencias políticas y personales entre ambos mandatarios y comentó: "Es una confusión notable entre una persona y el Estado. Fue una confusión inicial que en lugar de retroceder, el Gobierno de España duplicó la apuesta con el retiro de la embajadora. De nuestro lado no hay ningún problema".

Por último, valoró la actitud de la embajadora española en el país y destacó que el oficialismo trató el conflicto con "la mayor cortesía, altura y diplomacia para decir que es un problema con la persona y no con el Estado".