Lunes 04.03.2024
Actualizado hace 10min.

El Papa Francisco confesó su deseo de venir a Argentina: cuándo podría viajar

El Sumo Pontífice tenía planeado venir a su país en noviembre de 2017, pero diferentes circunstancias hicieron que nunca haya podido visitar el suelo argentino desde que asumió en el Vaticano en 2013.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Desde que asumió su cargo en el Vaticano en Roma en 2013, el Papa Francisco no regresó a la Argentina pese a que se rumoreó su visita a nuestro país. Sin embargo, en las últimas horas, el Sumo Pontífice confesó su deseo de viajar a tierra argentina.

Lejos de querer vincularse en la política, por el año electoral que pasará nuestro país para este año, Jorge Bergoglio aseguró que planea su presencia en suelo nacional para el 2024. “Quiero ir al país el año próximo. Siempre quise volver al país”, afirmó el Papa Francisco..

Al mismo tiempo, el Papa pidió que no lo vinculen “con la política argentina, por favor”, respecto a la “utilización política” de su eventual visita al país, en un claro llamado de atención a los dirigentes locales.

Muchos en Argentina esperan con ansias la visita del excardenal Jorge Bergoglio y rezaron a fines de marzo por su pronta recuperación de una bronquitis, que lo mantuvo unos días internado en un hospital de Roma.

La esperada llegad del Papa Francisco a la Argentina

En 2017, tenía previsto visitar Chile, la Argentina y Uruguay, pero la entonces presidenta chilena, Michelle Bachelet, le pidió que postergara el viaje hasta después de las elecciones presidenciales de ese año en Chile.

Si bien la fecha se fijó para diciembre de ese año y solo podía ir a la Argentina en enero, Bergoglio decidió postergar las giras por la Argentina y Uruguay y visitar solo Chile y Perú.

El mes pasado, el argentino había anticipado que este no se iba a concretar su llegada a nuetro país debido a los comicios nacionales. “A veces la visita de un Papa puede ser usada, en todos los lugares. Que no sea usada ni para un lado ni para otro”, argumentó en aquella oportunidad.

El pontificado de Francisco, el primer líder latinoamericano de la Iglesia Católica, cumplió 10 años el 13 de marzo pasado, período durante el cual nunca volvió a Argentina, pese a haber hecho múltiples viajes al exterior, incluyendo África este año.