Miércoles 17.04.2024
Actualizado hace 10min.

Cómo es la vida de las personas que fueron infectadas con dengue: se encuentran aisladas, protegidas y con vigilancia

Los casos son importados. Desde la cartera sanitaria explicaron cómo hacen para evitar más contagios.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Continúa el brote de dengue en el país. En este contexto, y debido en la que provincia ya hay 3 casos importados, explicaron cómo viven las personas que están infectadas con dengue. Dijeron que esas tres personas permanecen aisladas, protegidas y con vigilancia, al menos durante los 5 días posteriores a que son considerados sospechosos. "Cuando se sospecha que una persona tiene dengue hay que aislarla para evitar que sea picada por otro mosquito", dijo Liliana Salvá, la directora del Programa Provincial de Vectores. Esto, porque una vez que el Aedes aegypti pica a una persona infectada, empieza a contagiar la enfermedad a las otras personas que pica. 

Salvá comentó que en el caso de las personas que no tengan complicaciones en la salud, pueden permanecer en sus domicilios. Ahí no necesitan estar aislados del resto de su familia, pero deben evitar salir para no ser picados por mosquitos. Otra de las recomendaciones es que se aislen durante 5 días y que utilicen ropa larga. Además, deben colocarse repelente varias veces por día. En el caso de las personas internadas, también permanecen aisladas. "A ellas se les coloca un tul en los alrededores de la cama, para evitar el ingreso de mosquitos", explicó Salvá. 

Además de pedir el aislamiento, el Ministerio de Salud hace una inspección ocular y tratamiento focal en la vivienda de la persona infectada. "Con la gente del Programa de Control de Vectores vemos si hay criadero del Aedes aegypti, controlamos los posibles lugares donde puedan poner huevos y se desinfecta a 900 metros a la redonda de la casa. Con una máquina de ultra bajo volumen se tira un insecticida que queda como un humo suspendido y eso hace como un bloqueo y mata a los mosquitos adultos", mencionó. Por último, recomiendan colocar espirales o aparatos eléctricos, que sirven para espantar a los mosquitos, para poder reforzar la prevención.