Sabado 03.12.2022
Actualizado hace 10min.

Llevó a su bebé al hospital y dijo que murió en el parto, pero la autopsia determinó que lo había asesinado

La Justicia investiga si el embarazo fue producto de un abuso sexual.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Una adolescente de 16 años quedó detenida y acusada de asesinar a su hijo recién nacido en el partido bonaerense de Marcos Paz. Aunque al comienzo la joven denunció que el bebé nació muerto, la autopsia reveló luego que presentaba cortes en el cuello, presuntamente, provocados con un cuchillo.

Todo comenzó el pasado viernes. La menor, cuya identidad debe resguardarse, llegó a la guardia del Hospital “Héctor D’Angillo” con su bebé en sus brazos y dijo que lo había parido sin vida en el baño de su casa. Rápidamente, los médicos la internaron y dieron intervención al Departamento Judicial Mercedes, que solicitó que se realizara la autopsia al cuerpo de la criatura.

Un día después, los resultados preliminares del estudio revelaron que el bebé presentaba cortes en el cuello y que había sido víctima de un homicidio pocos minutos después de haber nacido.

La madre, entonces, pasó a ser la principal sospechosa.

Según contó la agencia de noticias Télam, tras un allanamiento en el domicilio de la adolescente, los peritos secuestraron un cuchillo que, se cree, fue el utilizado para producir las lesiones de la víctima.

El caso lo investiga la fiscal María Laura Ricchini, de la Unidad Funcional de Instrucción N°8 del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil de Mercedes, quien dispuso la aprehensión de la adolescente por “homicidio calificado por el vínculo y alevosía”.

Esta mañana, la menor fue citada a declarar ante la funcionaria judicial, pero se negó a hacerlo. “La acusada no dijo nada de nada”, explicó una fuente con acceso al expediente.

Al parecer, la familia de la joven no estaba al tanto del embarazo, sino hasta recién 10 días antes de que diera a luz. Por tal motivo, la Justicia investiga si la gestación fue producto de un abuso sexual.

Mientras tanto, la fiscal Ricchini solicitó la prisión preventiva para la adolescente, que fue trasladada a un instituto de menores para mujeres ubicado en la localidad de Agustín Ferrari, en el municipio de Merlo.

El caso recuerda al de Romina Tejerina, la joven jujeña que recibió una pena de 14 años luego de acuchillar en 2003 a su hija recién nacida, fruto de una violación, cuyo autor jamás fue condenado.

Tras una violación sufrida en 2002, y en momentos en que se encontraba amenazada de muerte por el atacante, la joven de entonces 19 años ocultó la situación a todos, con excepción de su hermana.

Transcurrido un embarazo de siete meses, durante el que tomaba laxantes para que no se notara la panza, Tejerina dio a luz el 23 de febrero de 2003 en el baño de su casa y, con la ayuda de su hermana, cortó el cordón umbilical, dejó a la beba dentro de una caja e intentó asesinarla asestándole 21 puñaladas.

Trasladada de urgencia, la beba fue atendida en el hospital Guillermo Paterson, donde se le dio el nombre Milagros del SocorroFalleció el 25 de febrero.

Fuente: Infobae