Lunes 04.07.2022
Actualizado hace 10min.

Quiso matar a su familia poniendo veneno en la pizza de cena

Ocurrió el año pasado en La Bebida. Hoy fue condenado.

COMPARTÍ ESTA NOTA

Este viernes, Braian Alexander Pérez Gómez fue condenado a 2 años de prisión de cumplimiento condiconal tras admitir que intentó matar a su familia poniendo veneno para ratas en unas pizzas.

El hecho ocurrió en septiembre del año pasado en La Bebida, Rivadavia. El sujeto fue imputado por el delito de tentativa de lesiones graves, agravadas por ser cometidas con veneno. El fiscal Alejandro Daniel Mattar (UFI Cavig) acordó la pena con la defensa y luego un juez de Garantías homologó el acuerdo para abreviar el juicio.

Según fuentes judiciales, la secuencia se dio el día 9 de septiembre de 2021, después de las 23.30, en un domcilio del Lote Hogar 34, cuando el hombre aprovechó que su pareja comenzó a discutir con sus hermanas dentro de la casa, para dirigirse a la pieza que se encuentra en el fondo de dicho domicilio y sacar de allí triguillo verde, que se utliza como veneno para ratas. Luego, Pérez fue hacia la parte exterior de la casa en la cual se encontraba un horno eléctrico donde se estaban cocinando unas prepizzas con queso que cenarían las mujeres y sus hijos. Una vez allí, el sujeto abrió el horno y distribuyó de manera uniforme en su superficie una cantidad importante de triguillo.

Minutos después, su cuñada quiso abrir el horno el hombre comenzó a forcejear para impedírselo. Sin embargo, la mujer alcanzó su objetivo y al abrir la puerta del horno observó la superficie de la pizza regada con el veneno. Al reclamarle por qué había puesto veneno en las pizzas, le contestó: "Me tienen harto, me tienen cansado todas ustedes. Me tienen podrido".

Además de la pena, Pérez deberá cumplir reglas de conducta también por el término de dos años. Además, se resolvió la unificación y acumulación de condenas con una pena recibida en al fuero de Flagrancia el 10 de mayo pasado por el delito de tentativa de robo simple, por el que fue condenando a la pena condicional unificada de 2 años y cuatro meses de prisión.

Entre las reglas de conducta que le impusieron se destaca que ahora tiene prohibido acercarse al domicilio de las denunciantes y realizar actos molestos y turbatorios.