Viernes 20.05.2022
Actualizado hace 10min.

Tras el rechazo a Milei en JxC, Patricia Bullrich se mostró en contra de la decisión

Con su inesperada crítica a la negativa de incluir en la coalición al referente libertario, la jefa del PRO apuntó en forma simultánea al acuerdo que alcanzaron ayer Mauricio Macri y el bloque de las “palomas”.

COMPARTÍ ESTA NOTA

En menos de 24 horas se rompió la paz alcanzada en Juntos por el Cambio y se borroneó su flamante “manual de buenas prácticas”, aprobado para evitar precisamente episodios como el que está haciendo tambalear en estas horas a la coalición opositora: Patricia Bullrich cuestionó a sus socios de la coalición por haber decidido sin su presencia el rechazo a un acuerdo electoral con Javier Milei y afirmó que “las decisiones tienen que ser más abiertas y más democráticas, no impulsivas”.

La jefa del PRO, que llegó tarde a la reunión de ayer de la Mesa Nacional de JxC, aseguró que quiso debatir el tema, pero le contestaron que la discusión ya estaba cerrada. Allí no dijo más nada y a la noche le envió a sus colegas un mensaje para expresar su malestar por haber resuelto algo que no estaba consensuado entre todos y que ni siquiera había sido debatido en su partido.

El texto que recibió la veintena de dirigentes de JxC, incluso los del PRO, dice lo siguiente: “Estimados: considero que la decisión de ayer de nombrar a Milei en un comunicado de JxC es un error total. Nosotros nos definimos por nosotros y no por el no a otros actores. Por otro lado, considero que la metodología no fue transparente. Este debate no figuraba en el temario y no había sido previamente discutido por el PRO. No se puede sacar de abajo de la mesa un tema que puede comprometer acuerdos de muchas provincias que nos permiten no dividir fuerzas en niveles subnacionales. Tampoco es prudente, a un año y 4 meses de la elección, decidir temas cuando aún no están decididos los candidatos ni el programa de gobierno. Por lo cual considero que un partido democrático debe darse otra metodología en la toma de decisiones”.

Sea como fuere, todos saben que se trata de un hecho grave. La presidenta del PRO acusó a sus socios políticos de procedimientos poco democráticos para tomar decisiones. En sus palabras, para colmo, se trasluce la bronca contra Mauricio Macri, quien fue el que ayer propuso hablar sobre el tema Milei y la iniciativa de cerrarle las puertas a una alianza electoral. Cerca de Bullrich le apuntaron, sin nombrarlo, a “quien sacó el tema por parte del PRO y se adjudicó la posibilidad de decidir en nombre del partido cuando se trata de un tema que no había sido discutido internamente”.

¿Y ahora? ¿Hacia dónde evolucionará este nuevo conflicto en Juntos por el Cambio? Parecía un signo de madurez que en la reunión de ayer se hubieran evitado las peleas para tomar decisiones conjuntas y fijar reglas de juego claras. Pero Bullrich pateó el tablero y ahora deberán volver a empezar, pero signados por el malestar y la desconfianza. Es curioso: la misma dirigencia opositora que se resiste a hablar de candidaturas porque la gente no quiere saber nada sobre los temas electorales acaba de registrar una escenificación de sus diferencias de manera impúdica. Ni el estratega más eficiente del Frente de Todos podría haber soñado con un regalo político semejante.

Fuente: Infobae