Domingo 21.07.2019
Actualizado hace 10min.

Brutal represión en Venezuela dejó ciego a un adolescente de 16 años

Rufo Chacón había ido a reclamar por la falta de gas junto a su madre en el estado Táchira cuando le dispararon directamente al rostro. Lo van a operar pero los médicos ya confirmaron que no podrá volver a ver. 

COMPARTÍ ESTA NOTA

Rufo Antonio Chacón Parada, un joven de apenas 16 años, había ido con su madre a reclamar de forma pacífica por la falta de gas en Táriba, estado Táchira.

Según relató la mujer, que estaba acompañada por Rufo y su otro hijo, hasta el lugar había llegado una de las autoridades, quien dijo que no podía ofrecer ninguna solución al reclamo. Cuando el gobernante se retiró, arribaron miembros de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) para arremeter contra la población civil. A causa de la brutal represión, Rufo perdió sus ojos.

"No nos acostumbraremos, no dejaremos de llamarlos ASESINOS. No nos acostumbramos con Geraldine, ni con Alban, ni con Acosta Arévalo, ni lo haremos con el sádico acto en contra de los ojos de Rufo Chacón que tampoco se acostumbró a vivir sin gas en un país que tenía de sobra", expresó el presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, en su cuenta de Twitter.

Juan Guaidó?@jguaido

En respuesta a @jguaido

No nos acostumbraremos, no dejaremos de llamarlos ASESINOS. No nos acostumbramos con Geraldine, ni con Alban, ni con Acosta Arévalo, ni lo haremos con el sádico acto en contra de los ojos de Rufo Chacón que tampoco se acostumbró a vivir sin gas en un país que tenía de sobra. pic.twitter.com/TK86SpV2su

726

0:36 - 2 jul. 2019

Información y privacidad de Twitter Ads

"¿Quién da una orden tan encarnizada como la de disparar así? ¿Quién se escudará detrás de una investigación sin resultados? Lo sabremos, lo juzgaremos con tribunales imparciales, en democracia habrá justicia. No hay rabia suficiente", prometió el líder de la Asamblea Nacional.

En diálogo con NTN24, Adriana Parada, madre de Rufo Chacón, dio detalles de lo sucedido este lunes: "Cuando vienen los policías corriendo no estábamos haciendo nada. No teníamos palos, ni piedras ni nada. Simplemente una bombona de gas. Yo tenía mis dos hijos, ahí ayudándome con mis bombonas de gas cuando fue que arremetieron contra nosotros", comenzó.

"Nos empujaron, nos golpearon. Cuando el niño viene a agarrar la bombona de gas, a retroceder para llevársela, la policía me lo disparó en la cara. Ya basta de esto. Así, como a mi hijo, le ha pasado a más de uno. Lo que hicieron fue una injusticia con él. No sé qué voy a hacer de ahora en adelante porque los que lo hicieron sé que no lo van a pagar. Yo lo que quiero es justicia", reclamó.

Por su parte, el doctor Luis Ramírez, presidente de la Corporación de Salud del estado Táchira, dio el parte médico. También en conversación con NTN24, dijo: "Hoy, 1° de julio, alrededor de las 6 de la tarde, se recibió a un joven menor de edad, de 16 años, con heridas de armas de fuego y de perdigón".

"Heridas múltiples de rango facial, donde se vio comprometido ambos globos oculares. Llega con diagnóstico de una evisceración traumática de ambos ojos, en donde se perdió la totalidad de la morfología y la anatomía de los globos oculares. El paciente será intervenido en las próximas horas para realizar una evisceración quirúrgica de ambos globos oculares. Perdió la vista lamentablemente", confirmó.

Rufo Chacón fue trasladado a la emergencia oftalmológica para luego ser llevado al quirófano del Hospital Central de San Cristóbal.

El fiscal general, Tarek William Saab, informó que dos policías de Táchira están detenidos y "serán severamente sancionados ante esta violación" de los derechos humanos.

El hecho se produce en medio de la conmoción causada por la muerte, el sábado, del capitán de corbeta Rafael Acosta Arévalo, detenido por su presunta vinculación en un plan para asesinar a Nicolás Maduro.

Las deficiencias en la distribución de gas -monopolizada por el gobierno a través de la estatal petrolera PDVSA- se han acentuado en el último año en varios estados del país, dando lugar a recurrentes protestas.

En lo que va de 2019, la ONG Observatorio Venezolano de Conflictos (OVCS), "ha contabilizado 416 protestas solo por este servicio".

Táchira, al igual que la mayoría de las regiones del interior del país, registra frecuentes apagones que se han recrudecido desde marzo, así como dificultades en el surtido de combustible y agua.