Domingo 25.08.2019
Actualizado hace 10min.

Bodega Fabril Alto Verde S.A y el innovador concepto de elaborar vinos de alta calidad con certificaciones orgánicas

El inicio de la actividad productiva y de elaboración en la Bodega Fabril Alto Verde S.A data del año 1989 y según cuentan sus propios protagonistas no fue un camino fácil de transitar en los inicios ¡Conocé su historia!

COMPARTÍ ESTA NOTA

La provincia de San Juan siempre fue una de las tierras por excelencia para la producción y elaboración de vinos. Con muchos productos incluso premiados y reconocidos a nivel mundial. Pero desde hace 30 años, la familia Nale, con Rodolfo José Nale a la cabeza, decidió introducir un concepto innovador para esta industria, el cual consiste en elaborar vinos de alta calidad con certificaciones orgánicas exclusivamente "Estas certificaciones se logran en EEUU, Canadá, en el sudeste asiático y en los países nórdicos, donde ya hemos exportado. Lo importante de nuestro establecimiento es que es competitivo y puede introducirse sin mayores problemas en los países de referencia", cuenta Rodolfo, propietario de la bodega.

El inicio de la actividad productiva y de elaboración en la Bodega Fabril Alto Verde S.A data del año 1989 y según cuentan sus propios protagonistas no fue un camino fácil de transitar en los inicios, hasta lograr instalar en el mercado este producto distinto  "Esto no fue nada fácil, ya que no contabamos con los conocimientos necesarios, ni con la tecnología apta para lograr vinos de alta gama. Recurrimos a nuestros propios viñedos para asegurarnos que se ajustan a las normas de producción orgánica. Todos nuestros vinos están categorizados de esta forma y tienen un valor agregado que es reconocido en el mercado internacional", recuerda el bodeguero.

Si bien hoy, después de muchos años de esfuerzo, esta empresa sanjuanina cuenta con un buen posicionamiento de sus productos en el mercado, llegar a este lugar de privilegio no fue fácil, ya que la familia Nale a lo largo de estos 30 años tuvo que transitar por varios momentos de crisis que afectaron al desarrollo y crecimiento normal de su marca "Desde el punto de vista técnico no hemos tenido demasiados problemas porque siempre hemos contado con personal idóneo y empresas que nos enseñaron a elaborar vinos orgánicos a partir de viñedos de nuestra propiedad que cuentan con estas normas. Si bien los problemas han sido menores, pero si con el transcurso del tiempo, con las distintas crisis que ha sufrido el país nos hemos visto afectados en cierta medida, de todos modos por suerte siempre hemos podido superar las crisis y esperamos también poder hacerlo con la actual", explica Nale.

Por último, y a pesar de contar con una larga trayectoria en el mercado, con el producto instalado en el mercado internacional, Rodolfo sigue renovando sus metas y objetivos para seguir creciendo con el paso del tiempo y poder hacer que su bodega sea cada vez más grande y reconocida "Entre los objetivos de nuestra bodega está poder poscionarnos con mayor presencia en el mercado internacional donde ya tenemos acreditadas nuestras marcas. Otro objetivo sobre el que estamos trabajando es en seguir innovando con nuestros productos orgánicos y satisfacer los requerimientos del consumidor. Estamos elaborando vinos de baja graduación alcohólica  que ya tenemos en espumantes, pero tenemos que seguir ampliando la gama de vinos, que es una tendencia en el mercado internacional. Otro objetivo primordial que tenemos es poder desarrollar el enoturismo en nuestra bodega, actividad que venimos trabajando desde el año 2001 y nos hemos profesionalizado, pero aún nos falta más. Hemos certificado en varias normas de calidad para trabajar cada vez mejor en la recepción de los turistas", cierra.